ARTICULOS NOTAS NOTICIAS

En Oaxaca: Violencia a la mujer, multifactorial

Pobreza, impunidad y falta de voluntad política de las autoridades estatales, son tres de los elementos que se mezclan en Oaxaca para evitar que las mujeres disfruten de una vida libre de violencia, señaló Ximena Avellaneda Díaz, presidenta del Grupo de Estudios Sobre la Mujer, Rosario Castellanos (GESMujer).

“La pobreza complica la situación de indefensión de las mujeres, una niña que tiene pocos accesos de educación, de información de sus derechos, de las instancias donde debe poner una denuncia, donde puede prevenir la violencia sexual, de que su cuerpo es su cuerpo y que cuando ella dice no es no, son cuestiones relacionadas tangencialmente con la violencia y la pobreza”.

No obstante, descartó que en Oaxaca los casos de agresión se concentren únicamente en mujeres en condición de marginación.

“Los casos de violencia los hemos encontrado en lugares urbanos, en comunidades indígenas, de afrodescendientes, en diferentes estratos socioeconómicos, se encuentran en todos lugares, aunque sí hay una tendencia a que se acumulen en lugares donde hay mayor pobreza”.

En la prevención de feminicidios, Avellaneda Díaz acusó que las mujeres se encuentran con la poca preparación de las instancias de procuración de justicia. “Las denuncias previenen un potencial feminicidio, pero las denuncias ahí se quedan, no hay una reacción de las instancias de justicia para una investigación, sobre todo para detener esa potencial violencia”.

De igual forma, señaló que cuando una denuncia se presenta, los agresores saben que estos delitos “suelen quedar en la investigación, no ir más allá, no genera un miedo a cometer un delito porque sabes que así se va a quedar”.

Falta de voluntad

Parala representante de GESMujer, el actual gobierno estatal ha mostrado una clara falta de voluntad política para llevar hasta las últimas consecuencias el castigo contra el feminicidio.

“Esa voluntad política debe ir acompañada de recursos y mientras la mantenga como un bonito discurso del Día Internacional de la Mujer o el de la violencia, cada vez que inaugure unas oficinitas, se quedará solo en discurso”.

En el gobierno del estado, subrayó, la atención a los feminicidios es un tema que cada sexenio empieza de cero, en donde cada nueva autoridad pretende atacar el problema con “nuevas” ideas, sin tomar en cuenta el trabajo que se ha hecho durante décadas.

“A mí me han tocado ya cuatro sexenios en Oaxaca y estamos repitiendo lo mismo, lo que estamos hablando sobre la violencia ya lo estábamos hablando hace seis años, y hace 12 también, quejándonos de lo mismo, de que no hay voluntad política”, expresó.

Te gustaría saber acerca de..